Portal de encuentro y conocimiento para profesionales y entidades del mundo de la formación y el eLearning, la orientación laboral y el emprendizaje Conoce eProform

Arrow up
Arrow down
kantrium.com | E-Norway.ru | HELFI.ru | MySuomi.com

Banner principal

Requisitos que debe cumplir una plataforma para la impartición de CdP

mouseContinuando con la serie de artículos dirigidos a conocer las características técnicas que debe cumplir un Entorno Virtual de Aprendizaje de cara a su homologación ante el SEPE, hoy realizaremos un repaso general al conjunto de requerimientos que el Anexo II de la OM ESS/1897/2013 establece. Debido a la amplitud normativa, dividiré esta entrega en dos entregas, dejando para el próximo jueves los aspectos estrictamente relacionados con las herramientas que debe integrar la Plataforma. Comenzamos:

  • El entorno virtual deberá ser compatible con el estándar SCORM 1.2, formato en el que se han de diseñar los contenidos de aprendizaje y que ya analizamos en la entrada del jueves pasado.
  • Como mínimo, cumplir con los niveles de accesibilidad e interactividad establecidos en las prioridades 1 y 2 de la Norma UNE 139803:2012. En este sentido, y según apuntan expertos desarrolladores y/o programadores, las LMS presentan algunas deficiencias en este punto, por lo que es necesario recurrir a la programación personalizada de diversas líneas de código para cumplir con las prioridades, así como con la instalación de entre tres o cuatro bloques que no aparecen por defecto y que están estrechamente ligados a la accesibilidad. (Fuente: Luís Muñiz, responsable de Proyectos eLearning en Prodafor, a través del debate “Certificados de Profesionalidad y SCORM” abierto en el grupo “Certificados de Profesionalidad Online” de LinkedIn.
  • Incluir la imagen corporativa del SEPE, así como las de otras entidades que el citado organismo pudiera exigir. Ello nos obliga a tener que “tocar”, de nuevo, las “tripas” de la plataforma, es decir, hablamos de la necesidad de tener que manipular el código del entorno para incluir las imágenes que se exijan. Si estamos utilizando un LMS (como Moodle), habrá que modificar los ficheros de nuestra plantilla (Theme) para incluir la imagen corporativa del organismo público de empleo allí donde fuera necesario. Como en el caso del SCORM, existen soluciones –aunque esta vez de pago- que nos permiten desarrollar nuestros propios Themes sin tener conocimientos de programación de manera intuitiva, aunque eso sí, la curva de aprendizaje del programa es moderada. Os hablo de software como por ejemplo Artisteer, con el que podremos crear plantillas totalmente personalizadas con resultados realmente buenos para aquellos que usan el LMS Moodle.
  • El servidor donde esté alojada la plataforma deberá estar dotado de la arquitectura necesaria para garantizar que el sistema no “caiga” cuando un elevado número de alumnos se encuentre trabajando de forma simultánea en el entorno. En esta línea y para evitar demoras en la navegación dentro del entorno, así como impedir que “…se produzca efecto retardo en la comunicación audiovisual en tiempo real…” el servidor en el que se aloje la plataforma deberá contar, como mínimo, con un ancho de banda de 100Mbs de bajada y subida. Para los no iniciados en temas de gestión de hosting, servidores, etc. os recomiendo contactar con vuestro proveedor de alojamiento, advirtiéndole de las nuevas necesidades que tendréis, seguro que os asesorarán en un sentido u otro para elegir la mejor opción a contratar. Lo que parece claro, es que un plan de hosting “básico”, no será suficiente para cumplir con la normativa, por lo que será hora de hacer una inversión en este campo y apostar por soluciones más potentes como son los servidores dedicados, virtuales, etc.
  • El entorno deberá estar operativo las 24 horas los 7 días de la semana, cosa lógica si tenemos en cuenta que hablamos de teleformación.
  • Desarrollo “responsivo”. La plataforma debe ser accesible desde cualquier dispositivo (ordenador, samrtphone, tablet…)
  • Contar con unservicio técnico especializado de atención a los usuarios, capaz de atender todas las incidencias de carácter técnico que pudieran surgir entre el alumnado y que además de soporte a la infraestructura tecnológica. En este sentido, cabe precisar:
    1. El contacto con el servicio técnico se realizará de forma telefónica o mediante sistemas de mensajería electrónica.
    2. El citado servicio debe estar disponible para el alumnado desde el primer día desde que se inicia la acción formativa hasta el final de la misma.
    3. El horario del servicio técnico debe ser de mañana y tarde, teniendo sus integrantes un plazo máximo de 48 horas para dar respuesta a las cuestiones que pudiera plantear el alumnado.
    4. La plataforma debe contener un “manual de usuario” online descargable en el que se detallen aspectos básicos del funcionamiento de la plataforma. Dicho manual deberá proporcionar “información sobre el acceso a la plataforma, las operaciones básicas que se realizarán con la misma para el seguimiento de la formación en línea y la manera de resolver sencillos problemas técnicos de funcionamiento”.

Para ampliar esta información, os recomiendo encarecidamente dar una vuelta por el blog de Prodafor, desde donde tratan este tema de una forma muy cercana, coloquial y, sobre todo, entendible, cosa que se agredece si tenemos en cuenta el elavado número de tecnicismos que rodean a la temática.

Como dijimos al comienzo, en el artículo del próximo jueves indagaremos en las herramientas y recursos necesarios que debe incluir la plataforma de teleformación, de acuerdo a lo establecido en el Anexo II de la OM.


Perfil Fernando