Portal de encuentro y conocimiento para profesionales y entidades del mundo de la formación y el eLearning, la orientación laboral y el emprendizaje Conoce eProform

Arrow up
Arrow down
kantrium.com | E-Norway.ru | HELFI.ru | MySuomi.com

Banner principal

TU CARRERA PROFESIONAL QUEDA PARALIZADA: VAS A SER MAMÁ

 

Qué titulo más impactante ¿verdad? Cuantas de nosotras hemos escuchado esta frase, muchas veces planteada por miembros de nuestra organización que juzgan directamente esta decisión tomada por otra persona, pero otras muchas planteada como reflexión en alto de mujeres que le dan vueltas a dicha idea.

 

Y yo me pregunto, ¿en que estaría pensando mi madre cuando se planteó tener su primer hijo? ¿En su carrera profesional?  ¿Cuál era su carrera profesional? Pues no era otra que el camino que va trazando según va viviendo su vida. Si tuviera que redactar su vida laboral, yo no veo ni un solo hueco a pesar de haber tenido 5 hijos.

Y es que, hoy en día, nos pasamos tanto tiempo escuchando y pensando en el desarrollo profesional que cuando decidimos dar un giro tan importante como es la maternidad,  es cuando le damos a esa parcela un peso mayor del que posiblemente le dieron nuestras madres en su día.  Pues la carrera no cesa, simplemente surge un desvío de trayectoria que va a aportarnos una experiencia y unas sensaciones que ni el master más caro podrá hacerlo.

 Ante esta temática tan polémica, nadie juzgará igual a una persona que decida coger una excedencia de 1 año para hacer una formación especifica, que a una mujer que decida ser madre, ya que la segunda opción no se plantea como un enriquecimiento a su “carrera profesional”, sino más bien como una “parada profesional”.

Yo era una de esas personas que nunca veía claro el momento de “parar” para plantearme ser madre, pero ni siquiera me ha hecho falta hacerlo cuando ha surgido y aún estoy buscando el momento de parón profesional que tanto me había planteado. Pues esta nueva trayectoria en la que se torna tu vida, te genera un abanico nuevo de posibilidades, en el que surge un espacio para pensar en ti, para valorarte más que nunca,  para hacer balance de tu trayectoria y de los que te rodean y analizar desde fuera que te aporta y que no lo hace, ves proyectos que antes estabas tan sumida en tu día a día que no eras capaz de saber que estaban ahí, te das cuenta de que eres más profesional de lo que creías y sobretodo, te sientes tan orgullosa que piensas el daño que hacen los prejuicios generados por una sociedad en la que la cultura de que el que no pasa horas en la oficina machacando botones, no hace carera ni llegará lejos, y claro un hijo te va a quitar eso tan valioso e indispensable para ello…. ¡¡EL TIEMPO!!

Qué miedo tenemos a no tener tiempo…Pero ¿te has parado a pensar si la distribución de tu tiempo, que es limitado, la haces tu o te la está imponiendo tu empresa, tu entorno o la sociedad? Pues la respuesta la encontrarás, cuando decidas “hacer un desvío”, mirar las cosas con perspectiva y  darte cuenta de que la carrera no cesa, de que mientras haya experiencia hay aprendizaje y eso es lo que al fin y al cabo nos hace crecer y aportar riqueza y valor a nuestra carrera.